Fausto, de Goethe: conociendo el Sturm und Drang (II)




"El Fausto nació cuando Werther. La primera parte es casi completamente subjetiva; es la obra de un individuo preocupado, lleno de pasión. Pero en la segunda parte no hay apenas nada subjetivo; aparece en ella un mundo más alto, más vasto, más claro, menos apasionado, y quien no haya vivido algo y no posea ninguna experiencia no sabrá qué hacer con él".

En palabras del propio Goethe, podemos entender que esta obra nos cuenta una historia de vida que va desde el idealismo más ambiguo, hasta que encuentra su cauce en algo más empírico; algo que pasa de ser un movimiento prerromántico, hasta encontrar su sentido en el racionalismo. Aunque lo que más me gusta de esa cita de Goethe es la referencia a la pasión, porque es precisamente la pasión lo que le lleva a Fausto por el camino de la mala vida. La pasión por el conocimiento es el gran clásico de esta obra, no hay duda, ¿pero que hay de la pasión sexual de Fausto hacia Margarita? Es el deseo por ella lo que empuja a Fausto a huir a la naturaleza salvaje, porque piensa que es allí donde todo lo que él considera sus males sanarán.


Me quiero parar en esta parte, porque aquí he creído identificar la influencia del movimiento romántico y del Sturm und Drang en todo su esplendor. ¿Qué concepto más romántico que el de la naturaleza como remedio para los sufrimientos del hombre? Goethe expone, ni más ni menos, una de las grandes máximas del Romanticismo, y era la creencia de que la civilización era lo que paradójicamente asalvajaba al ser humano, mientras que en lo salvaje de la naturaleza era donde el hombre podía encontrar su refugio natural, como el bebé que vuelve al útero de la madre para vivir en paz.

Fausto y Margarita. Parece una relación romántica, pero no lo es 

Por supuesto, la diferencia de edad entre Fausto y Margarita es notable, siendo él mucho más mayor que ella. Es muy fácil pensar que simplemente esa tendencia ha existido toda la vida, mujer muy joven con hombre mayor, pero poniéndonos en contexto, no está de más añadir que una de las cosas que más valoraba el Sturm und Drang era el valor de lo nuevo, de la novedad, de lo que aún está saliendo de la crisálida. Es por estos motivos por los que creo que Goethe describía su propio via crucis personal a propósito de su sistema de creencias, gracias al via crucis del doctor Fausto: él (Fausto/Goethe) se siente tentado por la hermosura de la juventud (Margarita/Sturm und Drang), pero algo dentro de él le dice que lo que está haciendo no está bien, así que opta por buscar refugio en la tranquilidad de la naturaleza (Romanticismo).

Hay un detalle que mencioné en la primera parte de este ensayo, y es que esta obra teatral juega mucho a intercalar el pasado y el presente, o más bien a hacer menciones recurrentes (implícitas y explícitas) a historias mitológicas clásicas, como la de Orfeo y Eurídice, la de Ícaro, o la de Helena de Troya. Recordemos que estoy hablando de una batalla abierta entre el clasicismo y el Sturm und Drung, con distintas ideas y bases sobre lo que se supone que todo ser humano debe aspirar a alcanzar: el genio. El clasicismo valora aprender de la historia y de la tradición, pero el Sturm und Drang huye de eso. Ahora recordad la última línea de la cita de Goethe que he escrito arriba del todo: "quien no haya vivido algo y no posea ninguna experiencia, no sabrá qué hacer con él (el mundo)".

¿La gran verdad, o la gran mentira?

Tengo mis serias dudas respecto a la afirmación de la imagen de arriba, pero de lo que no cabe duda es que no se puede vivir el presente ni mirar al futuro, si no has aprendido nada del pasado. Y Mefistófeles tiene una idea muy interesante a este respecto:

"¿Quién puede tener una idea, sabia o estúpida, que no haya sido concebida en el pasado? Pero nunca por lo regular pensamos en esto: ¡cuántas cosas habrán cambiado dentro de algunos años!"

Para ser un demonio, tiene más razón que un santo. Parece ser que el idealismo y la pasión por la novedad del Sturm und Drung ya va dejando paso a ideas mucho más racionales, donde lo que se entiende es que el verdadero genio, ese sueño de querer ser similar a Dios, se alcanza a través de la sabiduría que no ofrecen las épocas pasadas. Y puede que el genio no sea ningún don divino otorgado por Dios, sino que el genio consiste en saber qué es el mundo y tu lugar en él. A simple vista parece una frase demasiado típica y demasiado usada, pero yo no sé quién habrá muerto entendiendo lo que es el mundo, por qué vivimos como vivimos (o directamente por qué vivimos, si en teoría nos espera una existencia en el más allá mucho mejor y más plena) o por qué hacemos lo que hacemos. En el fondo, estoy de acuerdo con el planteamiento de este movimiento alemán cuando asegura que el mundo no puede ser comprendido desde la lógica humana.


Siento que se me han quedado algunas cosas en el tintero que no he sabido captar del todo bien, pero creo que esta obra tiene una complejidad a la que creo que no puedo llegar sin meter la pata de manera estrepitosa por el camino. Que no digo que meter la pata sea malo, también puedes aprender de eso, sino que a veces es mejor dejar las cosas como están, y volver a ellas cuando sientas que tus capacidades están listas para asumir el reto de nuevo. Y lo que no puedo dejar de hacer es concluir este ensayo con una frase certera como pocas he visto, acerca del deseo de querer serlo todo en esta vida:

"Si lo soy todo, debo ser también necesariamente estúpido".

Audiolibro: Fausto, de Johann Wolfgang von Goethe



El mito y la leyenda de Fausto



Trailer: Fausto



Película: Fausto



Canción: Faustian echoes - Agalloch



Recordad que podéis ver todos los vídeos del blog aquí
https://www.youtube.com/channel/UCOq0hbMiz_IBW6kIClelOAQ

Todos los comentarios son bienvenidos

Fuente de las imágenes:
http://www.casadellibro.com/ebook-fausto-ebook/9788490328590/2203832

http://www.taringa.net/post/arte/15897422/Fausto-Johann-Wolfgang-von-Goethe.html

http://vicenteluisrubio.blogspot.com.es/2013/02/cualquiera-tiempo-pasado-fue-mejor-foto.html

Comentarios

  1. Magnífico colofón para tu ensayo. Por una vez no se me ocurre nada que decir, salvo felicitarte por él.
    Una abrazo Carolina :-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias, Javier!
      Me alegro mucho de que te haya gustado :)

      Eliminar
  2. El sentimiento que inspira a Fausto en su pasión romántica por Margarita es transformado en deseo sexual y se enfrentaba a ese racionalismo del Neoclasicismo. Ese salvajismo de la naturaleza que muy bien planteas es propio del Sturm Und Drang. La naturaleza, la creación se revela mediante los sentidos y las pasiones. Creo que el genio segun Goethe no estaba representado a través de la libertad. Creo que Fausto no actúa libremente, aunque hay un paso hacia una mayor racionalidad confinada a la naturaleza, sustituyendo al genio creador ligado a dios, pues los sentidos se encuentran cogidos, apresados por la naturaleza pasional. Es lo que creo interpretar. Luego vendría la Ilustración para dejar asentado que el hombre es quien escribe la historia.
    El enfoque del mundo visto a través de otras épocas pasadas tiene mucho que justificarse alrededor de ese idealismo y humanismo que no es racional porque la historia está viva y se transforma y bebe de fuentes antiguas que determinan el presente y el futuro.
    Me ha encantado el ensayo, esta segunda parte ilustra muy bien una inquietud de transformar la relidad, un intento por parte de Goethe de traspasar la voluntad del hombre e ir mucho más allá de lo que el propio Romanticismo permitía, por otros cánones, pero sin llegar a conseguirlo. Desde mi punto de vista el hombre sigue anclado y aferrado a sus propias imperfecciones limitantes. Siempre hay algo externo a él, sea Dios, la naturaleza, la pasión desenfrenada o un genio dependiente.
    Fantástico análisis, Carolina. ¡De nuevo, enhorabuena!
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Marisa!
      Pues puede ser perfectamente como lo explicas. El hombre no puede ser libre de forma plena porque siempre ha necesitado aferrarse a algo para poder entenderse a sí mismo como especie. Aunque en este punto, también tendríamos que definir qué es exactamente la libertad, y qué es lo que interpretamos nosotros por ser libres. Eso, desde luego, daría para otro ensayo intenso.
      Muchas gracias por valorar tan positivamente mi trabajo :)

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Preguntas que debes hacerte sobre el libro de Josué

Preguntas que debes hacerte sobre el Éxodo (II)

El cuento del rechazo hacia la desinformación